La industria del videojuego es joven. No mucho, pero lo es. Este 2016 es el año del aniversario de muchas de las franquicias más conocidas de ese mundo. 30 años del primer The Legend of Zelda, 25 años de Street Fighter II, 20 años de Resident Evil y PoKéMoN, por poner algunos ejemplos. ¿Diríamos que una persona con 30 años no es joven? Pues eso pasa con los videojuegos. Con el auge de esta industria se ha creado una serie de negocios accesorios de diversa índole como las tiendas de videojuegos, las plataformas de servicio para ventas digitales o, como no podía…