Recientemente he recibido las notas correspondientes al segundo cuatrimestre del segundo curso de mi licenciatura, que por si no lo sabéis es Periodismo. Bien, unas notas buenas, por encima de lo esperado en algunas asignaturas, pero no es de mis notas de lo que quiero hablar en este post, si no sobre algo que he dado en una de las materias a examen esta convocatoria, Derecho Constitucional. No tengo intención tampoco de exponer un tratado sobre el sistema democrático y la Carta Magna que lo respalda, si no de cierto punto que no me parece del todo correcto. Pero el punto viene dado por una noticia y me interesa especialmente por la protagonista, no el hecho constitutivo en cuestión.

Antes de empezar quiero dejar claro que no tengo ni excesiva simpatía por el Partido Popular, ni por su rival político el Partido Socialista Obrero Español, cada uno tiene sus cosas, para bien o para mal. Y es que la noticia y el hecho en cuestión tienen que ver directamente con los dos grandes partidos. Si ya habéis leído la noticia perfecto, si por el contrario sois un poco vagos, no importa, os la explico, pero os aviso que el error humano (bien o malintencionado) va a estar presente. Resulta que por medio de un artículo de la Constitución (no recuerdo cuál y tampoco viene al caso), el Senado se compone por senadores elegidos por sufragio, en las elecciones, y por senadores escogidos por los Gobiernos Autonómicos, no sé si por el Gobierno o por el Parlamento, pero sé que son escogidos por las autonomías. El caso es que corresponde un senador autonómico (esa es su definición, senador autonómico) por cada millón de habitantes residentes en dicha comunidad y uno por el simple hecho de ser una Comunidad Autónoma, por lo que cada órgano infraestatal tiene el mínimo de un senador autonómico. Así pués, explicado la elección y formación del Senador paso a exponer los hechos. Resulta que un senador autonómico por la Comunitat Valenciana dejó su cargo y como corresponde se debe de elegir un sustituto el PSOE, partido al que pertenecía el senador retirado, ha elegido el suyo. Ahora resulta que el PP está tratando de poner trabas al nombramiento (llevan más de 2 meses en ello) y los socialistas han puesto un recurso en el Tribunal Constitucional. El hecho no tendría demasiado interés, al menos para mi, de no ser por la candidata elegida: Leire Pajín.

Leire Pajín es la Secretaria de Organización del PSOE, que no sé lo que significa, pero según creo es la que organiza la campaña electoral de los socialistas. Por ahora, y según creo, corregidme si me equivoco, ha perdido las tres elecciones que ha habido desde que ella lleva esa sección del grupo socialista. Aunque una de las derrotas es tan dulce como una victoria, puesto que Patxi López es el nuevo lehendakari. Viendo el escalafón socialista, Leire Pajín es la nº3 del partido, un peso pesado. Una persona que tendrá que vivir, digo yo, de algo. Y como su principal actividad es la política deberá cobrar, su respetable suma de dinero, del PSOE, un partido privado que tendrá sus formas de recaudar dinero, a parte de las subvenciones que recibe.

Aquí viene lo que me interesa. No quiero que con el dinero que pagan mis compatriotas, por que lo que se paga en Euskadi, se queda en Euskadi, se le pague el sueldo a la señora Pajín. Lo siento, todos estamos de acuerdo (creo) en que el Senado sobra y es un lugar de retiro para los políticos acabados, para las viejas glorias o gente sin mucha ambición, como el Europarlamento, pero menos importante. Aún así sigue siendo un cargo público, un cargo con el que representa a parte de los valencianos y en la que éstos no tienen capacidad de decisión. El nombramiento de Leire Pajín como senadora, creo y reitero es mi opinión, sólo serviría para liberar al PSOE de parte de sus gastos, puesto que el trabajo que podría realizar en el senado esta mujer es bajo, por no decir nulo.

Y desde este humilde blog, me gustaría que los valencianos que lean este post hagan algo de denuncia sobre el nombramiento. ¿Por qué se merece más ese cargo una inexperta política que un antiguo president de la Generalitat valenciana o alcalde de algún municipio? El Senado debería de ser el último paso en una larga trayectoria política, un final feliz a una vida dedicada a ese mundo. También digo que es mi opinión, quizás la cosa sea distinta y/o penséis diferente, pero es mi opinión.

Y sin más, despido este post recordando que mañana debería de empezar lo bueno en el Tour de Francia. A ver qué pasa.

Un saludo.