Entrada de madrugada, toma pareado. Es tarde, pero la inspiración es como Paris Hilton caprichosa y un poco puta. Así que a ritmo de música de fiesta, más propia para el baile que para la escritura (siempre he pensado que para escribir era mejor música clásica), las luces apagadas y la ventana cerrada porque empieza a refrescar, me dispongo a escribir la 81ª entrada en este blog (o eso me dice blogger).  Hoy va a ir uno de esos popurrís de temas variados que tanto me gusta escribir y tanto odiais leer. Empiezo con la noticia del día….