El otro día estaba en la estación de Abando Indalecio Prieto cuando fui a mirar los libros híperrebajados que venden en la planta baja. La voracidad lectora de mi madre había provocado una escasez de títulos nuevos para leer y me encargó buscar algo entre las gangas de la estación. Así que echando un ojo por encima a las novelas de 3’95€, policiacas a ser posible, vi un nombre que me era familiar. Juan Gómez-Jurado, un periodista y escritor al que sigo en Twitter (@juangomezjurado) y que suele contestar y conversar bastante, incluso sortea sus…