Para los que no sois usuarios de Twitter, o los recientes, existe una tradición semanal llamada follow friday que consiste en recomendar a los usuarios que más te gustan, te interesan, divierten, aportan, etc. al resto de tus followers, para que lo sepan y tomen nota. Lo cual en un principio está muy bien, pero finalmente acaba cayendo en la dejadez y la ignoración.

Personalmente me alegra la cara el leer todos los viernes las cosas bonitas que publican de mi en Twitter ge te a la que sigo y con la que trato de tener una buena relación “2.0”. Pero no me gusta el espíritu que están cobrando los ‘FF’, últimamente se están convirtiendo en una larga lista de nombres que tiene poco o ningún significado para los usuarios que los leen. Si en un twitt caben 10 menciones (más o menos) y se hacen, por poner un ejemplo, se pierde la personalización que entrañan las listas. Es como si fueses al bar todos los viernes y recomendaras 40 películas, en su mayoría las mismas.

Y luego en el tema de los follow friday personales, se desvirtúa el hecho de reiterarlos todas las semanas, que no se me malinterprete, me gusta recibir alagos halagos twitteros, pero es casi más una muestra de cariño hacia el “homenajeado” que una recomendación. Para eso prefiero unas palabras bonitas algún día suelto por la semana que esperar a los viernes y hacerlo, según parece en muchos casos, por obligación. Voy a tratar de explicarme de una manera clara y directa. No me gusta el mercantilismo y el quedar bien que está detrás del follow friday últimamente, si de verdad te gustaría que esté en el timeline de la gente, habla conmigo, haz replys, interactua y demuestra que merece la pena seguirme (o no). De hecho me parece más loable lo que hizo @Bolibic de declarar públicamente que no le interesaba el seguirme (y a más gente) con un “foward friday“, eso sí podría llegar a tener valided porque no quedas bien con el que se lo dices, por tanto actúas de verdad y si encima lo desfolloweas, pues con más razón.

Y ya el caso más sangrante es el de la web followfriday.es que crea un ranking de los más recomendados. No voy a negar que lo suelo mirar más de lo que me gustaría, pero oye, que también soy humano y me gusta sentirme querido. Está claro que a la gente le debe de gustar salir en los primeros puestos de esa lista, a quién no, pero el “pegarte” con la gente por eso, no tiene mucho sentido, en Twitter se está a aprender y divertirse, para competir vete al polideportivo a hacer footing y pícales a los demás. Yo por mi parte voy a dejar de hacer FF y pasaré a alabar públicamente a los twitteros que más se lo merezcan o mejor me caigan de otra manera, diciéndolo sin ser un día específico u obligado por una circunstancia, trataré de contestar a todos los replys, entablar conversaciones, responder dudas, plantear preguntas, publicar enlaces al blog, es decir, twittear, por que esa, al menos lo creo, es la mejor manera de decir a la gente ey, ese vale la pena.

Un saludo.