Vía Flickr planetainopia

Ayer, mientras leía el periódico encontré una noticia sobre el Parque de Atracciones de Artxanda, era difícil no verla, porque estaba en las páginas 2 y 3, vamos, según abres el diario. La noticia, que es esta, habla del deteriorado estado en el que se encuentra el antiguo centro recreativo de la capital bilbaína. Yo no llegué a conocerlo, puesto que fue cerrado en 1990, un año después de mi nacimiento, pero es algo que mucha gente recuerda con nostalgia, pero de la buena.

El parque fue abierto en 1974 y era un proyecto de la sociedad Parque de Atracciones de Madrid, que su objetivo era hacer algo parecido a lo de la capital, pero en Bilbao. El tema no cuajó por varios motivos, entre ellos está la situación del sitio y el fuerte viento que hacía en la ladera del monte. Para el que no conozca Bilbao, es una ciudad entre montes, de pequeña altura, pero aún así está encajado. Popularmente se le conoce como “el Botxo”, que en euskera significa, ‘el agujero’. Uno de los montes que colindantes es precisamente este, el Artxanda, que tiene varios puntos de interés, como el funicular, las campas para hacer barbacoas, los restaurantes, el polideportivo o el sitio donde se examinan del teórico de conducción. Además, alberga varios colegios (entre los que está en el que estudié) y una de las mejores vistas de la capital vizcaína. Debido a ello decidieron colocar el parque de atracciones ahí, no funcionó.

Vistas de Bilbao desde Artxanda

He ido muchas veces por ese monte, debido a diversos motivos, pero nunca he sabido cómo llegar al parque, que permanece cerrado y vigilado, más por curiosidad que por otra cosa. Depende de la edad de la persona a la que preguntes te dirá algo bueno o malo sobre el parque, pero una cosa está clara, si son de Bilbao, sabrán de lo que hablas, aunque sea una leyenda, como para mi generación. Hace unos pocos años (creo) se hicieron visitas guiadas por el lugar, para ver cómo estaba. De esas visitas han salido el vídeo y las fotos que pongo a continuación.

http://www.flickr.com/photos/vuelvenlasatracciones/

Por mi parte, nada más, sólo quería dejar constancia de lo que hubo una vez, y sigue estando, en la ladera de Artxanda y mostraros, por si no lo sabíais, lo que era. Un saludo.