Primer post de año. He tardado más de una semana en arrancar con las publicaciones del blog, pero hemos estado de vacaciones y días festivos hasta hoy. Que si el Año Nuevo, que si el Día de Reyes, que si el jueves no publico… Una locura, vamos. En estos días se ha montado gorda en redes por las dichosas cabalgatas y ahí nos hemos entretenido un ratejo bramando que no perdonaríamos jamás a Manuela Carmena por X razones. A quien yo no puedo perdonar es a esa gente que se dedica a hablar, postear y tuitear sobre Social Media en festivos y época vacacional. ¿No descansan?

Entiendo que te toque trabajar esos días, pero de ahí a seguir dando el peñazo con sesudas reflexiones sobre el mundillo y el trabajo, me resultan demasiado cargantes, la verdad. No soy el único, por supuesto. En el transcurso de estas vacaciones navideñas he visto a varios profesionales de categoría quejarse de este tipo de prácticas. Parece que ya no vale eso de profesional a toda costa. Algunos entramos en redes sociales para pasar el rato y encontrarnos con spam a saco de un pofesional no es del todo divertido.

Como digo, entiendo que tengas que trabajar en fechas en las que otras personas disfrutan de días libres. Hay empresas que tienen que poner toda la carne en el asador en esos momentos para poder vender bien. Eso es una cosa, otra muy distinta es el mira que listo soy que te hago una reflexión profunda sobre el Social Media un 25 de diciembre. Descansa, buena persona, descansa, si ya sabemos la clase de experto que eres.

Luego están los que intentan sacar tajada de cualquier situación. Ya sea el tuit de Cayetana Álvarez de Toledo al respecto de la cabalgata o de la escapada de James Rodríguez de la policía. Hay que lo hacen con gracia y chispa, otros que son más abotargados y pesados, pero tienen su punto aceptable y los hay totalmente asquerosos. Para muestra un botón. Este encabezamiento de una nota de prensa me la enviaron después de solicitarla por lo que hablaban de ella en Internet. Creo que es el mejor ejemplo de lo que no se debe hacer nunca.

nota-prensa-juan-m

Ser un buen profesional no está reñido con trabajar 24/7 y no parar a respirar un momento. No todo en esta vida es trabajo, ni toda la gente errante está perdida. Dar muestras de ser una persona y no un robot que no para de trabajar en Social Media es un punto a favor. Mientras algunos queremos evadirnos un rato con chistes tontos, otros intentan meternos su profesionalismo a traición. Pues que sigan, que el unfollow es gratis.

La imagen de cabecera está licenciada bajo Creative Commons por epublicist.